foto perfil

Ciudadanía digital: enseñanza del uso responsable de la tecnología

Publicado el 22 septiembre, 2020

Definición de ciudadanía digital

Toda persona, joven o mayor, que se conecta con el mundo a través de herramientas digitales es un ciudadano digital . La ciudadanía digital es el conjunto de reglas y responsabilidades que seguimos al interactuar con el mundo a través de medios electrónicos y en línea. A medida que las computadoras y otros dispositivos se vuelven más prominentes en el aula, y los instructores amplían su uso de la tecnología en el aula, es importante que los estudiantes aprendan una ciudadanía digital buena y responsable. Esta lección delineará algunos de los aspectos de la ciudadanía digital responsable y cómo puede enseñar el uso responsable de la tecnología en su salón de clases.

Aspectos de la ciudadanía digital

Comunicación efectiva

Primero, veamos la comunicación digital efectiva. Ser miembro de la comunidad digital significa conectarse con millones de personas en todo el mundo en un momento dado mediante el uso de una comunicación eficaz y un uso responsable de herramientas electrónicas. Dado que escribir ideas con el teclado es muy diferente de hablarlas en voz alta, los estudiantes deben aprender desde el principio cómo transmitir sus pensamientos y sentimientos en un formato digital. La comunicación puede tomar la forma de una publicación de discusión, correo electrónico o mensaje de texto.

Una buena manera de brindar este tipo de capacitación es mediante el uso de un foro de clase o un sitio web, a través del cual los estudiantes pueden responder a las publicaciones y conversar entre sí sobre temas escolares. Por ejemplo, todos los lunes, el profesor puede publicar una pregunta de la semana que requiera una respuesta del alumno. Además de responder a la pregunta, los estudiantes también deben responder a sus compañeros, lo que les permite practicar poner sus pensamientos e ideas en la Web.

Comunicación respetuosa

A continuación, veamos el respeto mutuo. Uno de los mayores escollos en los que cae la gente cuando se comunica en el mundo digital es olvidar a la persona del otro lado de la pantalla. A menudo, nos apasionan tanto nuestras ideas y sentimientos que nos olvidamos de que estamos conversando con otro ser humano y no solo enviamos palabras al vacío. Dado que se espera que los estudiantes colaboren y se comuniquen con otros a través de una computadora u otro dispositivo digital, es importante que respeten las diferencias de opinión.

Una buena forma de hacer que los estudiantes practiquen una comunicación respetuosa es que participen en un debate a través del foro del aula. Recuerde a los estudiantes que cualquier cosa que se sientan cómodos escribiendo en el teclado, también deben sentirse cómodos diciéndola en persona. Para reforzar el punto, pídales que lean sus respuestas de debate en voz alta a sus compañeros de debate. Si los estudiantes se sienten incómodos con esta actividad, es posible que deban repensar lo que escribieron.

La seguridad

Por último, veamos la autoprotección. Podría decirse que lo más importante de la ciudadanía digital es la capacidad de conectarse con muchas personas diferentes de todo el mundo. Esta conexión permite a los estudiantes obtener nuevas ideas y perspectivas de alguien con quien quizás nunca hayan tenido la oportunidad de interactuar en persona. Sin embargo, esta conexión constante con otras personas también puede tener algunos inconvenientes importantes.

Para ser ciudadanos digitales responsables, es importante que los estudiantes sepan cómo protegerse y actuar con cautela al utilizar herramientas digitales. Ayudar a los estudiantes a adquirir buenas habilidades de autoprotección puede ser de gran ayuda para protegerlos de los adultos o niños mayores que pueden intentar aprovecharse de ellos.

Informar a los estudiantes que no confíen automáticamente en todas las personas con las que interactúan en línea es una de las formas más claras de enseñar habilidades de autoprotección. También deben aprender la importancia de no compartir nunca información personal con alguien en línea, independientemente de quién afirmen ser. Esta información incluye nombres completos, direcciones, números de teléfono, nombres de escuelas o cualquier otra cosa que pueda usarse para identificar dónde vive un estudiante.

Conseguir la cooperación de los padres es clave para enseñar la autoprotección digital. Los maestros solo pueden monitorear las actividades en línea de los estudiantes mientras están en la escuela. Es importante que los padres también conozcan los pasos necesarios para ayudar a sus hijos a mantenerse seguros en línea. Esto se puede hacer a través de un contrato de responsabilidad ciudadana digital que firman tanto los padres como los estudiantes, que describe los principales aspectos de la responsabilidad digital.

Resumen de la lección

A medida que las herramientas digitales se vuelven más accesibles para los estudiantes a una edad más temprana, es importante que aprendan una buena ciudadanía digital , o el conjunto de reglas y responsabilidades que seguimos al interactuar con el mundo a través de medios electrónicos y en línea, y cómo usar la tecnología de manera respetuosa y responsablemente.

Los aspectos clave de ser un ciudadano digital , o de toda persona, joven o mayor, que se conecta con el mundo a través de herramientas digitales, incluyen cómo enviar un correo electrónico o mensaje de texto, o participar en un foro en línea. La comunicación respetuosa , en la que los estudiantes nunca digan nada en línea que no dirían a la cara de una persona, es otra parte importante de la ciudadanía digital. En cooperación con los padres, los maestros también pueden enseñar a los estudiantes cómo mantenerse seguros en línea, lo que significa nunca proporcionar información personal a personas anónimas o no verificadas, como nombres completos, domicilios particulares, números de teléfono o nombres de escuelas.

Articulos relacionados