Héroes de la mitología celta e irlandesa

¿Qué es la mitología irlandesa?

La mitología irlandesa se refiere a las historias tradicionales precristianas contadas por personas irlandesas o gaélicas y otros grupos estrechamente relacionados. Muchas de estas historias muestran cómo Irlanda llegó a ser colonizada por los gaélicos, cómo se formaron las características naturales específicas de Irlanda, o registran las aventuras de héroes míticos que pueden o no tener una base de hecho.

Cuando Irlanda fue cristianizada por San Patricio y sus seguidores, el pueblo irlandés registró estas historias por escrito y las conservó durante siglos. Al hacerlo, crearon parte de la literatura vernácula más antigua de Europa. Estas historias se dividieron en cuatro ciclos distintos o grupos de cuentos:

  1. el ciclo mitológico, que cubre el asentamiento de Irlanda por los dioses y la llegada del pueblo irlandés.
  2. el ciclo de los reyes, que cubre historias de los primeros reyes, guerreros y héroes irlandeses.
  3. el ciclo del Ulster , que tiene lugar durante la edad de oro del Ulster bajo el reinado de Conchobar mac Nessa.
  4. el ciclo Feniano , que se centra en una banda de guerreros conocidos como los Fenianos que protegen Irlanda de los invasores extranjeros.

Dos de ellos, los ciclos de Ulster y Fenian, se centran en las vidas y aventuras de dos de los más grandes héroes de la mitología irlandesa; Cuchullain y Finn McCool.

Cuchullain

Las historias del héroe Cuchullain son, con mucho, las más antiguas. Sus historias son parte del ciclo del Ulster, y muchos de estos relatos se conservaron en la obra The Cattle Raid of Cooley , la gran epopeya irlandesa, que narra la invasión del Ulster por la reina Mebd. Cuchullain está en el centro de estas historias, ya que es el único guerrero en todo el Ulster que no se ve afectado por una maldición que paraliza a todos los demás héroes y lo deja como el único hombre capaz de luchar contra los invasores.

Según las historias, el guerrero que sería conocido como Cuchullain era el hijo del dios Lugh. Su nombre de nacimiento es Setanta e, incluso de joven, es conocido por su gran fuerza. Un día es invitado a una fiesta por su tío, el rey Conchobar, pero Setanta llega tarde y el anfitrión ya había sacado a su feroz perro guardián que ataca al niño. Pero golpea fácilmente al perro, matándolo.

Sin embargo, el dueño del perro, Culann, está devastado por la noticia, ya que había pasado años entrenando al perro. Para compensar la pérdida, Setanta acepta proteger la casa de Culann en lugar del perro. Como tal, se le dio el sobrenombre de Cuchullain que, en gaélico, significa “El sabueso de Culann”.

Con el tiempo, Cuchullain se convierte en uno de los mejores luchadores de toda Irlanda. Se dijo que, durante la batalla, Cuchullain se enfurecería tanto que su piel se enrojecería por el calor y su rostro se contorsionaría con el rostro de un monstruo; cuando terminaba la batalla, sus compañeros le echaban agua para enfriar su rabia.

Sus mayores hazañas ocurren durante la invasión del Ulster por la reina Mebd de Connacht. Como el único guerrero que no se ve afectado por la maldición, desafía a un campeón del campamento de su enemigo todos los días y lo derrota en combate personal. Eventualmente, sin embargo, es derrotado por una herida por una lanza mágica.

Al morir, Cuchaullain se ata a un árbol para morir de pie. Los ejércitos de Connacht se negaron a acercarse al cadáver hasta que un cuervo se posara sobre su cabeza, porque solo entonces supieron que estaba realmente muerto.

Finn McCool

Un segundo gran héroe de la mitología irlandesa es Finn McCool . Estas historias son mucho más recientes que las de Cuchullain y encajan en el ciclo feniano.

Finn era el hijo de Cumhall, un líder de los fenianos que fue asesinado traicioneramente por su camarada Goll que tomó su lugar. Finn crece con una serie de mentores que le enseñan las artes de la guerra, la poesía y la literatura. Uno de ellos es el Druida Finnegas, que atrapa el Salmón del Conocimiento; un pez que, si se lo comiera, daría a su captor una sabiduría ilimitada.

Finnegas le ordena a Finn que se lo cocine. Sin embargo, al darle la vuelta al fuego, Finn toca el pescado y se quema; cuando se mete el pulgar quemado en la boca, inmediatamente adquiere todo el conocimiento del pescado. Debido a esto, Finn se vuelve conocido como excepcionalmente sabio.

Finn finalmente reclama su derecho de nacimiento de liderar a los fenianos después de matar a Ailen, un hombre que escupe fuego y ataca la colina de Tara, la sede del Gran Rey de Irlanda. En lugar de matar a Goll, el asesino de su padre, lo perdona, y Goll sirve a Finn fielmente durante varios años.

Luego, Finn conduce a los fenianos a una serie de aventuras que traen la paz a la tierra. Según algunas historias, Finn nunca murió pero, al igual que las leyendas del Rey Arturo, duerme esperando el momento en que Irlanda más lo necesite.

Resumen de la lección

La mitología irlandesa se divide en cuatro ciclos diferentes; el ciclo mitológico, el ciclo de los reyes, el ciclo del Ulster y el ciclo feniano.

El ciclo del Ulster se centra en historias ambientadas durante la edad de oro del Ulster durante el reinado de Conchobar mac Nessa y muchas se centran en el héroe Cuchullain . Su nombre proviene de la historia de su ofrecimiento para ser un guardia, en sustitución de un perro guardián que mató. Cuchullain es inmune a una maldición que paraliza a otros héroes y, por tanto, es capaz de derrotar a muchos enemigos.

Finn McCool es el segundo gran héroe de los irlandeses. Es hijo de Cumhall, el líder de los Fenians , una banda dedicada a defender Irlanda de los invasores extranjeros. Finn adquiere conocimientos al probar el salmón del conocimiento. Finn finalmente toma el liderazgo de la gente de su padre después de probarse a sí mismo matando a Ailen que escupe fuego.

Articulos relacionados