Rodrigo Ricardo

¿Qué es la conciencia? – Definición y explicación

Publicado el 21 septiembre, 2022

¿Qué es la conciencia?

Uno de los padres de la iglesia cristiana primitiva más influyentes, San Agustín de Hipona (354-460 EC) reflexionó sobre la naturaleza del tiempo. En el libro 11 de sus Confesiones, escribió: ¿Qué es entonces el tiempo? Si nadie me pregunta, lo sé: si quiero explicárselo a alguien que pregunta, no lo sé.

Lo mismo puede decirse de la naturaleza de la conciencia. Sabemos lo que es porque lo experimentamos, pero si alguien te pidiera que definieras la conciencia, ¿qué dirías? No es algo que podamos verter en una botella o colocar bajo un microscopio. De hecho, la misteriosa y subjetiva cualidad de la conciencia continúa desafiando a los psicólogos modernos. Bajo esa luz podemos identificar dos perspectivas principales: el materialismo reduccionista y lo que el investigador Donald D. Hoffman llama realismo consciente.

Materialismo reduccionista

Los materialistas reduccionistas ofrecen diferentes modelos e ideas sobre la naturaleza de la conciencia, pero todos comparten un principio común: a saber, su conciencia es un producto de su cerebro. Bajo ese supuesto, muchas horas de investigación han explorado la naturaleza del cerebro y cómo produce pensamientos, ideas, recuerdos e impresiones visuales. Por ejemplo, el uso de resonancias magnéticas ha permitido a los investigadores localizar las partes de nuestro cerebro que responden a imágenes visuales, música, lógica y emociones. La siguiente imagen le ofrece una sinopsis de este tipo o razonamiento.


De la percepción a la conciencia
de la percepción a la conciencia

En la imagen, un hombre ve una escena en el mundo exterior. Luego, el cerebro interpreta la escena cuando diferentes áreas del cerebro activan neuronas específicas (células cerebrales) y conexiones entre neuronas (sinapsis). La imagen consciente que emerge nos permite ver al perro.

La visión reduccionista es dominante en la psicología moderna. Este es el caso porque miles de experimentos han demostrado que diferentes tipos de daños en el cerebro y el sistema nervioso alteran los estados de conciencia de las personas.

Realismo consciente

La ciencia no se detiene. A medida que se recopila más información, se formulan y prueban nuevas hipótesis. Bajo la influencia de los descubrimientos de la física teórica, y de la mecánica cuántica en particular, ahora están “sobre la mesa” ideas nuevas y radicales sobre la conciencia.

Donald D. Hoffman, del Departamento de Ciencias Cognitivas de la Universidad de California, Irvine, propuso uno de estos, llamado “realismo consciente”. Hoffman, basándose en ideas de la física teórica, propone que la conciencia es una propiedad inherente del universo. Es la conciencia la que organiza la materia-energía y no al revés. Por lo tanto, mientras que los estados de conciencia y el funcionamiento del cerebro están claramente correlacionados, la mente no es el cerebro.

La idea de que la conciencia es anterior a la materia es alucinante. Entonces, puede preguntar, ¿por qué mencionarlo en una lección como esta? Esa es una buena pregunta que lleva a una respuesta incómoda: las preguntas básicas sobre la conciencia, como la relación entre la mente y el cuerpo, no se han resuelto. Decirle lo contrario sería engañarlo. La naturaleza última de la realidad sigue siendo un misterio y, por lo tanto, un espíritu de investigación de mente abierta es simplemente buena ciencia.

Estados de conciencia

El estudio de los estados de conciencia es un área de investigación muy básica para los psicólogos. No puede responder a todas nuestras preguntas sobre la conciencia, pero puede proporcionar pistas útiles.

La conciencia de vigilia ordinaria generalmente se considera una línea de base para evaluar los estados alterados de conciencia, incluidos los siguientes:

Soñando

Los experimentos de laboratorio del sueño nos han ayudado a comprender los ciclos del sueño. Las lecturas del electroencefalograma (EEG) rastrean los patrones de ondas cerebrales de los sujetos. De esta forma, se identifican cinco etapas del sueño. Cuatro de ellos se denominan NREM, que significa sueño no REM o “sueño sin sueños”.

  • Etapa 1 de NREM: aquí estamos en el límite del sueño y la vigilia. Tus músculos permanecen activos. Tus ojos giran lentamente, tus párpados medio abiertos, medio cerrados. Otros ven que estás ‘medio dormido’.
  • Etapa 2 de NREM: la actividad de las ondas cerebrales cambia. Se despierta con menos facilidad. En la lectura de su EEG aparecen grupos de ondas puntiagudas llamadas husos del sueño.
  • Etapa 3 de NREM: sus ondas cerebrales ahora son ondas delta lentas y perezosas. Eres ajeno a lo que te rodea, habiendo entrado en los valles del sueño profundo.
  • Etapa 4 de NREM: estás muy por debajo ahora que la etapa 3 se hunde en la etapa 4.
  • Etapa 5 REM: la mayoría de sus músculos están paralizados a medida que sus ojos se mueven rápidamente debajo de los párpados. Las visiones y las imágenes cuentan historias que le resultará difícil recordar cuando suene el despertador.

El sueño REM también se llama sueño paradójico porque sus ondas EEG serán bastante similares a las que encontramos cuando está despierto. Sin embargo, es más difícil despertar a las personas en el sueño REM que en cualquier otro estado de sueño. El sueño REM comienza a los 90 minutos del sueño y se repite con más frecuencia cerca del final de un período de sueño.

Hipnosis

La hipnosis es un estado alterado que puede inducirse durante la vigilia ordinaria. Los hipnotizadores escénicos pueden persuadir a las personas para que canten como un gallo o se convenzan de que su brazo es demasiado pesado para levantarlo. Por otro lado, los estados de trance hipnótico leves pueden ocurrir sin la ayuda de un disco giratorio o las sugerencias de un hipnotizador. En un largo viaje familiar, ¿se ha dado cuenta alguna vez de que ha recorrido varios kilómetros sin recordar haberlo hecho? ¿Alguna vez ha entrado en un estado mental de ensueño y en blanco por el chasquido de los limpiaparabrisas? ¿Adivina qué? Estabas en un estado de trance leve. 

Estados patológicos

Los psicólogos han adquirido algunos conocimientos sobre la naturaleza de la conciencia mediante el estudio de estados patológicos. Por ejemplo, los investigadores han encontrado tipos específicos de trastornos cerebrales y del sistema nervioso en personas que padecen esquizofrenia. En otros casos, los investigadores han podido vincular las aberraciones en el comportamiento o el funcionamiento cognitivo con tipos específicos de trauma neuronal. Los accidentes cerebrovasculares y los daños cerebrales resultantes de accidentes son algunos ejemplos.

Estados inducidos por drogas

Los estados alterados son producidos por drogas de todo tipo. El alcohol produce un estado alterado familiar. Tanto los medicamentos recetados como las drogas ilegales alteran el equilibrio químico de los neuropéptidos relacionados con los sentimientos de bienestar, ansiedad, depresión oscura, “euforia” maníaca o apatía somnolienta.

Los neuropéptidos son sustancias químicas complejas similares a las proteínas que se producen en el cerebro. Regulan el flujo de información a través de cadenas de neuronas dentro del cerebro y en todo el sistema nervioso. Los neuropéptidos actúan como neurotransmisores entre neuronas adyacentes a lo largo de un trayecto nervioso. Entre los muchos tipos de neuropéptidos se encuentran la serotonina, asociada con sentimientos de bienestar, y la oxitocina, asociada con sentimientos de amor y afecto. Una deficiencia en uno o ambos de estos puede estar asociada con la depresión.

Los estados alterados son producidos por alucinógenos como la marihuana, la psilocibina (derivada de una especie de hongo), la mescalina y el LSD. Las experiencias que evocan varían enormemente. El efecto principal de la marihuana puede ser nada más que un aumento de la lujuria por las papas fritas. Los efectos de la mescalina y el LSD pueden transformar la vida, para bien o para mal.

Estados estéticos y místicos

Curiosamente, la conciencia expandida inducida por psicodélicos como el LSD parece parecerse a estados alterados naturales. Los artistas, por ejemplo, pueden experimentar una mayor conciencia estética. Se ha informado que Mozart recibiría el sentido de una composición musical de una vez. Luego le dictaba la música a su esposa mientras realizaba alguna otra actividad, como leer un periódico.

Los estados místicos pueden ser invitados por la meditación, en sí misma un estado alterado, o pueden llegar percepciones profundas como un rayo “esclarecedor”. En cualquier caso, los místicos parecen confirmar perspectivas como las del realismo consciente. Los místicos, como algunos monjes budistas, informan de la existencia de una presencia amorosa que todo lo abarca más allá del tiempo y el espacio. En ese estado alterado, llamado nirvana, la conciencia normal de vigilia se ve como una ilusión.

Los resultados del aprendizaje

Una vez que haya completado esta lección, debería tener la capacidad de:

  • Describir el concepto de conciencia y la dificultad para definirlo.
  • Explicar los puntos de vista del materialismo reduccionista y el realismo consciente sobre la conciencia.
  • Resumir los diferentes estados alterados de conciencia.
5/5 - (16 votes)