¿Quiénes eran los jacobinos? – Definición e historia

Publicado el 23 octubre, 2020

¿Quiénes eran los jacobinos?

La Revolución Francesa fue uno de esos hechos locos de la historia que, si no fuera tan trágico y horroroso, sería casi divertido. Las masas se arremolinaron en un frenesí, una verdadera histeria que les permitió justificar la decapitación de miles. Al final, algunos que habían respaldado la ejecución de miles fueron ellos mismos ejecutados. El ejemplo más notable de este cambio de eventos involucró al líder jacobino, Maximilien Robespierre , pero lo discutiremos en un momento.

Entonces, ¿quiénes eran los jacobinos? Los jacobinos eran miembros de una organización republicana francesa llamada Jacobin Club. El término “republicano” tiene aquí un significado diferente al de ser miembro del moderno Partido Republicano Estadounidense; cuando decimos “republicano” queremos decir que estaban a favor de una forma de gobierno republicano, en contraposición a una monarquía. Los jacobinos eran revolucionarios de izquierda que tenían como objetivo poner fin al reinado del rey Luis XVI y establecer una república francesa en la que la autoridad política provenía del pueblo. Los jacobinos fueron la facción política más famosa y radical involucrada en la Revolución Francesa.

Entonces, ¿por qué el nombre? El nombre del grupo proviene del lugar donde comenzaron a reunirse, la Rue Saint-Jacques (o Jacob) en París. Cuando estalló la Revolución Francesa, los diputados (o funcionarios electos) del grupo comenzaron a reunirse en este sitio para planear una revolución. Los jacobinos surgieron como la más radical de las muchas facciones políticas de Francia. Apoyaron la decapitación del rey Luis XVI, mientras que otros grupos favorecieron su exilio o encarcelamiento.

La Revolución Francesa en pocas palabras

La Revolución Francesa tuvo lugar entre 1789 y 1799. Los franceses habían luchado y perdido ante los británicos y los estadounidenses en la guerra francesa e india y más tarde apoyaron a las colonias estadounidenses en la guerra revolucionaria. Como resultado de estos esfuerzos, Francia estaba profundamente endeudada. Para recargar su tesoro, se recaudaron fuertes impuestos sobre el pueblo francés, con las clases bajas entre las más agobiadas.

Se convocó a una asamblea de funcionarios locales para reunirse y encontrar formas de evitar una crisis. Sin embargo, esta asamblea se dividió en un cuerpo revolucionario llamado Asamblea Nacional. La Asamblea Nacional consolidó su poder, destronó al rey Luis XVI y convirtió a Francia en una república. A lo largo de este proceso, los jacobinos fueron una fuerza política orientadora. A manos de los jacobinos, el rey Luis XVI y su joven esposa María Antonieta fueron decapitados en 1793.

Ya que estamos hablando de decapitaciones, vale la pena mencionar el dispositivo que se utilizó para decapitar personas durante la Revolución Francesa. Se llamaba guillotina y era un dispositivo bastante simple que consistía en una cuchilla con peso que cayó, lo que resultó en la decapitación. La guillotina fue popularizada por un médico francés llamado Joseph-Ignace Guillotin, de ahí su nombre. La guillotina estaba destinada a ser un método de ejecución rápido y humano, a diferencia del ahorcamiento u otros medios.

Los jacobinos contra los girondinos

Mientras que los jacobinos eran la facción revolucionaria más radical, surgió otra facción más moderada, los girondinos . Técnicamente, los girondinos eran parte del club jacobino, pero en realidad estaban en desacuerdo con los jacobinos radicales. Los girondinos eran menos fanáticos y no aprobaban las ejecuciones masivas jacobianas, incluida la ejecución del rey Luis XVI, creyendo que solo necesitaba ser destituido del poder. Los girondinos creían que la Revolución se estaba saliendo de control.

Durante el Reinado del Terror (1793-1794) , los jacobinos participaron en la ejecución masiva de los girondinos, a quienes creían que estaban socavando los objetivos de la Revolución y, por lo tanto, debían ser eliminados. Durante este tiempo se ejecutó a decenas de miles de ciudadanos franceses que eran considerados “antirrevolucionarios”. Las cosas definitivamente estaban fuera de control.

El líder de los jacobinos y uno de los principales arquitectos del Reino del Terror fue Maximilien Robespierre . A medida que la Revolución Francesa se volvió más caótica y los revolucionarios se volvieron más paranoicos, Robespierre perdió su control del poder. Fue arrestado cuando sus detractores lo acusaron de tiranía. El hombre que había dado muerte a tantos otros fue guillotinado sin juicio en 1794. Tras la ejecución de Robespierre, el poder jacobino declinó porque sus miembros no tenían ningún líder a quien apoyar. El grupo no pudo organizarse de manera efectiva y el Club Jacobin pronto cerró.

Resumen de la lección

Los jacobinos eran miembros de una organización republicana francesa llamada Jacobin Club en el momento de la Revolución Francesa. Los jacobinos eran revolucionarios de izquierda que tenían como objetivo poner fin al reinado del rey Luis XVI y establecer una república francesa. Fueron la facción política más famosa y radical involucrada en la Revolución Francesa. Los jacobinos fueron en gran parte responsables del Reinado del Terror , que fue un período que duró desde 1793-1794 marcado por ejecuciones masivas y la muerte de decenas de miles de ciudadanos franceses que fueron considerados “antirrevolucionarios”. Entre sus víctimas estaban el rey Luis XVI y su esposa María Antonieta.

El dispositivo utilizado para decapitar a las víctimas se llamaba guillotina , que fue popularizado por Joseph-Ignace Guillotin y estaba destinado a ser una forma humana de ejecución. En oposición al radicalismo violento y los excesos de los jacobinos estaban los girondinos , una facción revolucionaria más moderada. El líder de los jacobinos y uno de los principales arquitectos del Reino del Terror fue Maximilien Robespierre . Sin embargo, corrió la misma suerte que había entregado a tantos otros cuando fue decapitado en 1794.

5/5 - (5 votes)