Cultura material en sociología: definición, estudios y ejemplos

¡Puntúa este artículo!

Cultura material

La cultura material incluye los objetos o pertenencias de los seres humanos, incluida una amplia gama de elementos físicos. Casi cualquier cosa que puedas ver, sentir o tocar que no sea humano tiene el potencial de ser un elemento de la cultura material. Arquitectura, fotografías, documentos, obras de arte, jardines, una lata de refresco o el dispositivo electrónico que está utilizando para leer esta lección son todos ejemplos. Algunos teóricos sostienen que ciudades enteras y la geografía circundante son elementos de la cultura material. Incluso el movimiento humano, como la danza, puede describirse como material en el sentido de que tiene forma y una forma física.

El estudio de los objetos físicos de una cultura nos permite comprender y apreciar mejor las vidas complejas de las personas que interactuaron con esos objetos. La cultura material nos da una idea de la cultura no material , que incluye las ideas, creencias, hábitos y valores de un pueblo. Si bien un objeto comienza simplemente como un elemento físico, con el tiempo llega a representar aspectos no materiales y simbólicos de una cultura. Para algunos, una lata de refresco puede representar una epidemia de obesidad, mientras que para otros, puede verse como una bebida divertida y placentera.

En el pasado, algunos historiadores, arqueólogos, antropólogos y directores de museos tempranos tenían una forma de presentar la cultura material que mostraba su etnocentrismo , la tendencia de una cultura a verse a sí misma como superior a otra y a juzgar a la otra cultura por los propios valores. Por ejemplo, un explorador británico que visitara una sociedad en África podría haber regresado de sus viajes con una máscara africana que tenía un significado espiritual para quienes la crearon. En lugar de verlo con un significado cultural propio, el explorador puede haberlo etiquetado como un ejemplo de que la cultura es “atrasada”. La veía como una forma de expresión inferior, a pesar de los significados complejos y matizados que la cultura que la creó le dio a la máscara.

En las disciplinas académicas ya no se acepta la práctica de simplemente tomar objetos de la cultura material de otros lugares y juzgarlos de manera etnocéntrica. Estamos más interesados ​​en preservar el patrimonio cultural que en otras épocas de la historia, lo que nos obliga a observar aspectos de la cultura material sin juzgarlos según los estándares de nuestra propia sociedad. Esta práctica de ver una cultura basada en sus propios estándares se conoce como relativismo cultural . Lo mejor que pueden, los académicos de hoy tienen como objetivo estudiar los elementos materiales como una forma de aprender más sobre otra cultura en lugar de usarlos para promover ideas etnocéntricas sobre su propia cultura.

Estudios de cultura material

Si bien el estudio de la cultura de los seres humanos se inició en los campos de la antropología y la arqueología, los estudios de la cultura material también han surgido como una disciplina por derecho propio. Los académicos que trabajan en todos estos campos hacen preguntas sobre el significado cambiante de los objetos a lo largo del tiempo, los detalles de un artefacto, como cuándo y dónde se creó y la influencia que un elemento material tuvo en las personas de esa sociedad.

Si un estudioso de la cultura material dentro de cientos de años estuviera estudiando a fines del siglo XX y principios del XXI en los Estados Unidos, notaría algo interesante sobre nuestra cultura material durante este tiempo. Pudo ver a través de artefactos físicos y documentación cómo pasamos de máquinas electrónicas más grandes (computadoras que podrían llenar una habitación) a dispositivos cada vez más pequeños (computadoras personales y teléfonos celulares). Estos dispositivos luego tomaron nuevas formas y diseños (como computadoras portátiles y tabletas) e incluso se convirtieron en un par de gafas (Google glass). El académico exploraría qué impacto tuvieron estos desarrollos en nuestra sociedad, qué desafíos enfrentamos como resultado de las nuevas tecnologías y qué significado obtuvimos de los elementos.

Los estudios en cultura material han revelado varios conceptos clave que el campo todavía usa hoy para ayudar a comprender lo que está sucediendo cuando se considera el impacto de un objeto físico en su cultura. En 1957, William F. Ogburn discutió su teoría del rezago cultural . Señaló cómo pasa tiempo después de que se inventa un artículo material hasta que la gente de esa sociedad lo ve como un componente normal de su mundo y que pueden surgir conflictos y desafíos durante este período. Otra forma de describir el rezago cultural es un tipo de inadaptación que tiene una cultura cuando un elemento material aún es nuevo y la gente de esa cultura aún no ha utilizado e integrado completamente el nuevo elemento material en la vida cotidiana de una manera funcional.

Ogburn señaló el proceso en el que un elemento material adquiere un significado no material como parte de una cultura, con un conjunto asociado de ideas, creencias y prácticas. Señaló que con el tiempo una tecnología se difunde o se difunde a través de una cultura, así como de una cultura a otra, a menudo a escala global. Este estudio de la tecnología ahora nos ayuda a ver áreas específicas, como la evolución de los primeros teléfonos celulares en teléfonos inteligentes, y qué significado e ideas atribuimos a estos elementos como cultura.

Otros teóricos han aplicado los conceptos de cultura material a una amplia gama de temas, desde comparar diferentes tipos de edificios entre sí, hasta ver una ciudad como su propio ‘objeto’, hasta explorar cómo el género se relaciona con la cultura material.

Ejemplos

¿Has oído hablar de la Copa Stanley, el trofeo de campeonato que se le da al equipo que progresa y gana la ronda final de los playoffs de la Liga Nacional de Hockey? La Copa Stanley es un trofeo, un objeto físico, pero representa algo mucho más grande: años de práctica y competición, así como orgullo nacional y regional, entre otros ideales simbólicos. Es un objeto de la cultura material que tiene poderosos significados no materiales. A medida que se pasa cada año al nuevo equipo ganador, también se sigue un conjunto de reglas, historia, valores, emociones e incluso supersticiones.

Tengo un amigo que, cuando era niño, tocó la Copa Stanley mientras estaba en exhibición, solo para luego arrepentirse debido a la creencia de algunos fanáticos del hockey de que esto pondría una maldición en su equipo. Dado que su equipo no ha ganado la Copa Stanley desde que tocó el trofeo, se pregunta, sobre todo con humor, si no debería haberlo tocado hace años. Este es un ejemplo de una creencia inmaterial que surge de un elemento material. Aunque en este caso, su arrepentimiento por tocarlo es en su mayoría alegre, los otros significados no materiales de la Copa Stanley son aún más poderosos. Ganar la Copa Stanley representa valores de sacrificio, determinación, talento y trabajo en equipo.

Otros ejemplos de cultura material en los deportes que adquieren significados no materiales incluyen cómo una pelota de béisbol representa elementos de la cultura en los Estados Unidos, cómo un palo de hockey significa mucho para la mayoría de los canadienses, o una pelota de fútbol (pelota de fútbol) tiene peso en gran parte del resto. del mundo. Estos símbolos tienen un significado e historia significativos y evocan emociones y respuestas poderosas de aquellos que ven el objeto material con un gran significado no material.

Incluso una simple bicicleta puede generar una discusión significativa para quienes la ven como un objeto de cultura material. Las bicicletas tienen un “género” masculino o femenino, y una bicicleta masculina tiene un travesaño más alto que una bicicleta femenina. Si desea comprender cómo llegó a ser esto, puede investigar la bicicleta a un nivel más profundo y aprender sobre un momento anterior en la historia donde la ropa usada por las mujeres influyó en la altura del travesaño. Si miras una capa más profunda, puedes aprender cómo el aumento de la movilidad, la independencia y la libertad que las bicicletas dieron a las mujeres abrieron muchas oportunidades nuevas.

De hecho, el impacto inmaterial de la bicicleta fue tan poderoso que en 1896, Susan B. Anthony, la famosa defensora de los derechos de las mujeres, declaró que andar en bicicleta había “hecho más por emancipar a las mujeres que cualquier otra cosa en el mundo”. Este es un ejemplo de por qué puede ser tan esclarecedor estudiar elementos materiales en relación con la sociedad en general. Un objeto cotidiano que damos por sentado, como una bicicleta, podría ser una pieza de rompecabezas que afecte el curso de la historia.

Resumen de la lección

La cultura material involucra todos los elementos físicos y formas que encontramos y que finalmente se transforman en cultura no material. Esta cultura inmaterial incluye las ideas y creencias que tenemos en nuestra sociedad. A veces, este proceso de un objeto que adquiere un significado inmaterial lleva tiempo debido al desfase cultural y los retrasos en la difusión de una nueva tecnología de un área de la sociedad a otra. El impacto de los objetos materiales puede ser significativo, como el desarrollo de la tecnología de computación personal y los dispositivos electrónicos. Cada elemento de la cultura material desarrolla un significado más allá del elemento mismo. En algunos casos, un objeto simple puede tener un impacto global y transformar nuestro mundo tal como lo conocemos.

Los resultados del aprendizaje

Una vez que haya completado esta lección, debería poder:

  • Definir cultura material y cultura no material
  • Describe la teoría del rezago cultural.
  • Explicar cómo un elemento de la cultura material puede desarrollar un significado más allá del elemento en sí.