foto perfil

Julio César y las guerras de las Galias

Publicado el 22 octubre, 2020

El primer triunvirato

Los líderes populares romanos Julio César , Craso y Pompeyo acordaron una alianza a corto plazo en los años 60 a. C. Compitieron por una posición contra el senado aristocrático y se proclamaron campeones del pueblo en contraste con las élites romanas. Aunque estos tres carismáticos líderes militares tenían sus propias ambiciones personales, formaron su alianza, llamada Primer Triunvirato , para esperar el momento oportuno hasta su próximo movimiento. Todos sabían que estos tres estaban demasiado hambrientos de poder para llevarse bien por mucho tiempo y que era solo cuestión de tiempo hasta que se volvieran el uno contra el otro. Rome esperó con la respiración contenida.

César, Craso y Pompeyo utilizaron su poderío militar e intimidaron al Senado para que aprobara la legislación a través de la asamblea popular. Tales leyes eran egoístas. César, por ejemplo, fue nombrado gobernador de las provincias cisalpina y narbonesa (regiones del actual norte de Italia y sur de Francia). También se le dio el mando militar sobre los territorios. Y fue entonces cuando comenzaron las Guerras Galicas.


Julio César
césar, julio

Las guerras galas

En el 58 a. C., César se dirigió a la Galia , una región que abarca aproximadamente lo que hoy es Francia y Bélgica y partes de los Países Bajos. Roma no controlaba la totalidad del territorio, por lo que César y su ejército se pusieron a trabajar para conquistar el resto de la Galia. Estas guerras de conquista se conocen como las guerras de las Galias .


César y las campañas romanas en las guerras de las Galias
mapa de las guerras galicas

El objetivo central de César para llevar a cabo las Guerras de las Galias era desarrollar la lealtad y la fuerza de su ejército, para que pronto pudiera regresar a Roma y usarlo para derrotar a sus enemigos y consolidar su poder. Además de estos motivos personales, César también fue lo suficientemente inteligente como para apelar al miedo de los romanos a los ataques bárbaros. Las tribus germánicas de la Galia, por ejemplo, habían atacado las posesiones romanas en décadas anteriores.

El ejército de César enfrentó pocos desafíos al principio. Con números superiores y poder militar pudieron pacificar a las docenas de tribus germánicas relativamente pequeñas y desunidas. Pero hubo una llamada cercana: Vercingetorix . Vercingetorix encabezó la tribu arverna gala, y pudo cooperar brevemente con otros grupos en 52 a. C. para desafiar el gobierno de César. Los arvernos y otros hostigaron las líneas de suministro de los romanos y llevaron a César a enfrentarse a lo largo de un terreno desfavorable. Parecía que César podría haber encontrado a su pareja.


Vercingetorix
Vercingetorix

Desafortunadamente para Vercingetorix, el ejército de César emprendió una ofensiva masiva y arrinconó a los miembros de las tribus germánicas en la fortaleza de Alesia (en el centro-este de Francia). Durante semanas, los hombres de César sitiaron a los soldados atrapados. Vercingetorix pronto fue hecho prisionero, y cuando un César triunfal regresó a Roma en el 50 a. C., el líder tribal fue exhibido encadenado por toda la ciudad.

De regreso a Roma, César pudo presumir de conquistar y organizar el nuevo territorio romano de la Galia. También utilizó la riqueza y la experiencia obtenidas en las Guerras de las Galias y la lealtad incomparable de sus tropas para poner en marcha su plan de gobernar Roma como dictador.

Efectos de las guerras galas

César ganó las Guerras de las Galias debido a los cismas internos de sus enemigos tribales y debido a la superioridad militar de su ejército en estrategia y disciplina. Pero la experiencia también aumentó el sentido de grandeza personal de César y lo convenció de su destino de gobernar Roma. A pesar de esto, el relato de César sobre los conflictos, Comentarios sobre las guerras de las Galias , sigue siendo una contribución significativa a la literatura romana y al estudio histórico. Debido a las guerras de las Galias, los historiadores han caracterizado a César como uno de los grandes líderes y tácticos militares de la historia.

En el esquema más amplio, las victorias de César ampliaron el imperio de Roma profundamente en Europa. En los siglos siguientes, la Galia se vería fuertemente influenciada por la cultura y la sociedad romanas, proporcionando la base de la herencia grecorromana (griega y romana) de Europa occidental .

Resumen de la lección

Para consolidar su poder, Julio César llevó a su ejército a la Galia en el 58 a. C. Construyó su cofre de guerra y desarrolló sus habilidades militares a través de una serie de conflictos con tribus germánicas. Estos conflictos se conocen como las Guerras de las Galias. La victoria de César en el 50 a. C. le proporcionó los recursos para regresar a Roma y apoderarse de la república, al mismo tiempo que agrandaba significativamente el Imperio Romano. Las Guerras de las Galias solidificaron la reputación histórica de César como uno de los mayores comandantes militares de todos los tiempos.

Articulos relacionados