Aldosa versus azúcares cetosas

Publicado el 16 septiembre, 2020 por Rodrigo Ricardo

Una revisión de los carbohidratos

En el cuadrilátero de la derecha tenemos aldosa rugosa. ¡Y a nuestra izquierda, tenemos una cetosa ligera como una pluma! ¡Que empiecen los juegos!

Bien, eso podría ser un toque dramático. Aunque es posible que no estén luchando entre sí en un ring de boxeo, hay un partido a considerar: aldosa versus azúcares cetosas. Antes de profundizar en las diferencias entre los dos, repasemos algunos conceptos básicos relacionados con ambos tipos de azúcar.

Estos azúcares se conocen como carbohidratos. Los carbohidratos son una clase abundante de compuestos orgánicos que suministran energía a nuestro cuerpo y están hechos de unidades de azúcar llamadas sacáridos. Hay dos tipos de carbohidratos: simples y complejos. Un carbohidrato simple contiene solo una o dos unidades de azúcar. Algunos ejemplos de azúcares simples son la aldosa y la cetosa de nuestros amigos. Los carbohidratos complejos contienen un polímero de unidades de azúcar. Es decir, estos compuestos contienen largas cadenas de unidades de azúcar unidas entre sí. Ejemplos de dos azúcares diferentes son sacarosa (es decir, carbohidratos simples) y almidón (es decir, carbohidratos complejos).

simple vs complejo

Volviendo a las unidades de azúcar, podemos clasificar estas unidades (según la cantidad) en tres categorías: monosacáridos, disacáridos y polisacáridos. Para el propósito de esta lección, nos centraremos en los monosacáridos. Los azúcares de aldosa y cetosa se clasifican como monosacáridos. Por definición, los monosacáridos contienen una unidad de azúcar. Por lo tanto, puede pensar en un monosacárido como otro término para un carbohidrato simple. ¿En qué clasificaríamos entonces los azúcares de aldosa y cetosa? ¡Así es! Son carbohidratos simples o monosacáridos.

Aldosa: estructura y ejemplos

La aldosa es un tipo de monosacárido o carbohidrato simple que contiene un aldehído en su estructura. En química orgánica, un grupo funcional aldehído se define por la presencia de un átomo de carbono con un enlace doble a un átomo de oxígeno y un enlace simple a un átomo de hidrógeno. La fórmula molecular de un aldehído es RCOH. Un grupo R es cualquier molécula o átomo que puede unirse al átomo de carbonilo (CO), formando un aldehído.

Cuando observe el término ‘aldosa’, piense en esta palabra como un apellido con el que se pueden identificar numerosas moléculas de azúcar. En otras palabras, existen ejemplos específicos de azúcares de aldosa. Lo que colectivamente hace que cada ejemplo forme parte de la familia de la aldosa es la presencia de un aldehído en su estructura. Los ejemplos de estos azúcares incluyen ribosa y gliceraldehído.

Un azúcar de aldosa que tiene tres o más átomos de carbono se caracteriza por poseer estereoisomería. Un estereoisómero es un tipo de isómero que difiere debido a la orientación espacial en oposición a la conectividad del átomo dentro de la estructura. Una característica de la estructura de la aldosa es su capacidad para reaccionar y formar un anillo cíclico. Por ejemplo, el azúcar de aldosa glucosa puede reaccionar con un ácido para formar el azúcar de aldosa cíclica glucopiranosa.

Cetosa: estructura y ejemplos

Los azúcares cetosas son monosacáridos o carbohidratos simples que contienen un grupo funcional cetona en su estructura. La fórmula molecular de la cetona es RCOR. La cetona contiene un grupo carbonilo (CO) unido a un grupo R. Es el reemplazo del átomo de hidrógeno por un grupo R lo que hace que una cetona sea diferente de un aldehído. Los azúcares cetosas también se consideran un grupo familiar de azúcares. Los ejemplos de azúcares clasificados como cetosa incluyen fructosa y ribulosa, que se muestran aquí.

ribulosa

Vale la pena señalar que, en general, hay menos azúcares cetosas que azúcares aldosa. Una característica única de la cetosa es su capacidad para actuar como un azúcar reductor, convirtiéndose de cetosa en aldosa. Un azúcar reductor es un azúcar que actúa como un agente reductor, donando electrones a otra molécula de azúcar. Debido a que el grupo carbonilo se encuentra al final de su estructura, puede funcionar como un azúcar reductor y convertirse en una aldosa.

Diferencias entre azúcares de aldosa y cetosa

De lo que hemos aprendido, ¿puede identificar la principal diferencia entre los azúcares de aldosa y cetosa? Los grupos funcionales de cada azúcar son diferentes. La aldosa contiene un grupo aldehído y la cetosa contiene un grupo cetona. Una excelente manera de recordar esta diferencia es concentrarse en la primera letra de cada término: ‘a’ es para aldehído en aldosa, ‘k’ es para cetona en cetosa. Otra diferencia es la ubicación del grupo carbonilo en cada estructura. El grupo carbonilo se encuentra en el medio de la estructura de los azúcares de aldosa. En los azúcares cetosas, se encuentra en el extremo. Ya sea una aldosa o una cetosa, ambos azúcares juegan un papel biológico asombroso en nuestro cuerpo. Solo recuerde la diferencia en los grupos funcionales entre ambos azúcares y nunca se equivocará al confundir los dos.

Resumen de la lección

Los azúcares de aldosa y cetosa son carbohidratos simples . También se conocen como monosacáridos . Un azúcar de aldosa contiene un grupo funcional aldehído en su estructura; los azúcares cetosas contienen grupos funcionales cetona. Los azúcares de aldosa que contienen más de tres átomos de carbono poseen estereoisomería. Hay más azúcares de aldosa presentes que azúcares cetosas. Una característica única del azúcar de aldosa es la capacidad de reaccionar con un ácido y una base para formar un anillo cíclico. Los azúcares cetosas pueden actuar como agentes reductores y convertirse en azúcares de aldosa. Un ejemplo de azúcar de aldosa es gliceraldehído. La ribulosa es un ejemplo de azúcar cetosa.

Articulos relacionados