Rodrigo Ricardo

Seis principios de la gestión global del talento

Publicado el 10 noviembre, 2020

Gestión global del talento

Puede imaginar que la contratación y el reclutamiento para cualquier empresa puede ser una misión desafiante. Encontrar los candidatos adecuados para cubrir los puestos es un aspecto importante para una empresa exitosa. Algunas empresas tienen departamentos completos dedicados a la gestión del talento. La gestión del talento utiliza la planificación de recursos humanos para ayudar a una empresa a alcanzar sus objetivos. Para tener éxito en la gestión del talento global, una empresa tiene que hacer más que simplemente reclutar y capacitar para cubrir puestos. Se han identificado seis principios que otorgan a una empresa la ventaja competitiva en lo que respecta a la gestión global del talento. Examinaremos cada principio en esta lección.

Principio uno: alineación con la estrategia

El primer principio de la gestión global del talento es asegurarse de que el departamento de talento conozca y se centre en la estrategia corporativa. Por ejemplo, si el departamento de talentos está contratando y capacitando personas a ciegas, no hay alineación con la estrategia corporativa general. Si una empresa está enfocada en el servicio al cliente, entonces el departamento de talento debe enfocarse en ese aspecto al momento de reclutar, contratar y capacitar. Los líderes del departamento de talento se asegurarán de reclutar a los candidatos adecuados teniendo en cuenta el servicio al cliente. También se capacitarán con la estrategia de la empresa como foco para ayudarla a lograr sus objetivos generales.

Principio dos: consistencia interna

También debe haber coherencia interna cuando se trata de la gestión del talento. El departamento de talento no puede funcionar por sí solo sin tener en cuenta las demás áreas de una empresa. Por ejemplo, tiene que haber una base para una compensación competitiva y justa en la empresa. El departamento de talentos no puede simplemente contratar personas para el mismo puesto con diferentes salarios. También tiene que centrarse en retener a los empleados. Si no hay coherencia, será difícil retener a los empleados de alto rendimiento.

Principio tres: integración de la cultura

El tercer principio es integrar la cultura en el proceso de gestión del talento. Es importante tener en cuenta la cultura al contratar y retener empleados. Toda empresa tiene una cultura que está arraigada en su fuerza laboral. Por ejemplo, Google tiene una cultura empresarial única; se sabe que busca “bondad” durante el proceso de contratación. Esto asegura que los nuevos candidatos encajarán bien en la cultura de la empresa.

Principio cuatro: participación de la dirección

El siguiente principio es la participación de la dirección en la gestión del talento. Reclutar y contratar talento no son los únicos aspectos clave de la gestión del talento. Una vez que se ha contratado a los empleados, la empresa debe retener y desarrollar su talento. Las empresas que han tenido éxito en la gestión del talento han descubierto que es necesaria la participación de la dirección. No puede depender únicamente de los departamentos de recursos humanos o de talento retener y desarrollar el talento. Desde el CEO hacia abajo, los gerentes deben involucrarse en el desarrollo del talento. Para tener personas listas para ser promovidas, los gerentes deben participar en su avance. Por ejemplo, algunas empresas requieren que los gerentes asistan a capacitaciones de liderazgo o capacitación de desarrollo de empleados para asegurarse de que la gerencia esté involucrada.

Principio cinco: Equilibrar las necesidades locales y globales

El quinto principio de la gestión del talento global es equilibrar las necesidades locales y globales. Las empresas que operan en todo el mundo y tienen operaciones en otros países deben encontrar formas de integrar las necesidades y reglas locales. Por ejemplo, una empresa que opera una empresa de tecnología en el extranjero necesita conocer las diferencias en la cultura y el área para que no interfiera con las costumbres locales. Si la empresa está empleando a locales, es importante conocer las costumbres locales para que la gestión del talento y los recursos humanos puedan asegurarse de integrarlos en la empresa.

Principio seis: marca del empleador

El último principio de la gestión global del talento es marcar su empresa y asegurarse de que se destaque entre los solicitantes. ¿Cómo consiguen algunas empresas que tanta gente solicite sus empresas? Por ejemplo, se sabe que Google tiene más de un millón de solicitudes cada año. Las empresas deben hacer que sus marcas sean deseables para los solicitantes a fin de atraer al mejor talento. Pueden hacerlo ofreciendo salarios competitivos, beneficios, promoción interna y oportunidades para carreras a largo plazo. Se sabe que Google tiene ventajas increíbles que atraen a los solicitantes. Por eso es importante que las empresas se marquen a sí mismas para que sean deseables.

Resumen de la lección

Las empresas quieren contratar al mejor talento y retener al mejor talento. La gestión del talento utiliza la planificación de recursos humanos para ayudar a una empresa a tener éxito. Hay seis principios de la gestión del talento global que las empresas utilizan para obtener una ventaja competitiva. Los principios son utilizar la estrategia corporativa para contratar y reclutar, tener consistencia interna, integrar la cultura de la empresa, involucrar a la gerencia en el desarrollo, equilibrar las necesidades locales y globales y calificar la empresa para que sea deseable para los solicitantes. Todas las estrategias ayudarán a las empresas a reclutar, contratar, desarrollar y retener grandes talentos para lograr los objetivos de la empresa.

¡Puntúa este artículo!